Isaías 53:10-12 La Satisfacción Divina

 

Inicio

Estudios Bíblicos

Permaneced en Cristo

Cristo en el Antiguo Testamento

Crecimiento Personal

Devocionales

Permita que la Biblia sea su eterno consejero.

 Permanecid en Cristo   bible.gif (4616 bytes)Isaías 53:10-12

La Satisfacción Divina

La Canción del Siervo sufriente (Isaías 52:13-53:12)
El Siervo Divino (52:13-15)   
El divino doliente (53:1-3)  
El Sustituto Divino (53:4-6)  
El Sacrificio Divino (53:7-9)  
La satisfacción divina (53:10-12)   

Nuestra canción de sufrimiento llega a un clímax en los últimos tres versos. La canción comienza y termina en la misma nota alta de la victoria. Entre la nieve de  dos altos picos de las montañas cubiertas de exaltación extrema en la gloria es el profundo valle, en el fondo de la humildad y el sufrimiento intenso. El que murió como un criminal fue enterrado como un príncipe, y está ahora exaltado alto y sublime, para que Él vea el fruto de su sufrimiento. El Siervo verá el resultado de su sacrificio redentor y estará plenamente satisfecho. Los hombres no regenerados  esperaban una  triste canción para terminar en la tumba. Pero no esta canción. Es hora de celebrar! Muere, pero su obra continúa. Él lo ve, y él está satisfecho. ¡Que  Salvador!

Después de  que la hora de su más profunda humillación había terminado, el Señor Dios exaltó su divino  Sufrimiento al lugar más alto de la exaltación.

En la humillación extrema del Siervo Sufriente  ya satisfecha la justicia divina del Padre celestial hacia todos los pecadores. Puesto que es un Dios santo y justo se cumple, ahora el pecador puede estar satisfecho, también.

El divino Sufriente  también es el gran Sumo Sacerdote y nuestro intercesor en el cielo. Él  declara el caso de cada creyente ante el trono de Dios.

Con detalles vívidos, el inspirado profeta hebreo escribe como si fuera un testigo personal de los hechos ocurridos en la cruz, resurrección y exaltación del Siervo sufriente de Dios. Keil dice: "La bandera de la cruz está aquí instalada  La cortina de la Santísima se eleva más y más la sangre de los sacrificios típicos, que ha sido hasta ahora mudos, comienza a hablar."

EL PROPÓSITO DEL  LA DIVINA SATISFACCIÓN (v. 10)

Trece veces en esta canción, Isaías menciona el sufrimiento vicario sustituto nacido para los demás. Este patrón es fundamental para el tema del Siervo Sufriente. En el Nuevo Testamento, la cruz de Cristo es central. Ambos Testamentos reforzar el tema principal de la Biblia. Por otra parte, la Canción del Siervo Sufriente encuentra su plenitud sólo en la persona y obra de Jesucristo como nuestro redentor.

Es interesante que la historia de la interpretación judía de este pasaje se centró en la interpretación mesiánica hasta el momento de Aben Ezra cerca de 1150 AD. Casi todos los expositores cristianos tomaron el mismo punto de vista tan pronto expositores judíos hasta el siglo XIX. Más tarde Judíos abandonaron  la interpretación tradicional anterior a causa de la creencia cristiana de que Jesucristo es el cumplimiento de esta gran canción del Siervo doliente. No encuentro ninguna razón para aceptar la modificación teórica  judía contemporánea y abandonar la creencia histórica de que Jesucristo cumple esta gran canción.

Este magnífico pasaje de Isaías es la revelación más grande y más profunda del Dios Jehová en el Antiguo Testamento. Dios ha revelado a través de Su profeta siglos antes de tiempo que la salvación se logra a través del sacrificio vicario de Su siervo.

"Jehová quiso quebrantarlo,
sujetándolo a padecimiento.   

 Cuando haya puesto su vida en expiación por el pecado,
 verá descendencia, vivirá por largos días
 y la voluntad de Jehová será en su mano prosperada."  

No fue un accidente, y Dios no fue tomado por sorpresa cuando su criado fue aplastado y sometiéndole a padecimiento. Era el plan eterno de Yahweh para la redención de Israel. No había ninguna intención hostil, pero sólo un Dios justo para  hacer frente a las transgresiones de su pueblo. El énfasis que  hace Isaías  es Dios lo hizo. Fue la voluntad del Señor "aplastar" a su Siervo. La profundidad de su sufrimiento, como hemos visto, ha sido horrible.

"El Señor  quiso quebrantarlo, poniéndolo a la pena" nos coge por sorpresa y los choques de la mente hasta que recordamos en el versículo seis, que  escribió, "el Señor ha hecho que el pecado de todos nosotros caigan  en él." Dios es el autor. Dios estaba en control, no los líderes religiosos judíos ni los soldados romanos. Para Que los hombres malvados pidieran  cumplir con su mala acción sólo como el soberano de Dios les permitió. El Señor estaba en control tanto de la muerte y la resurrección de Jesús.

La única respuesta adecuada a la pregunta de por qué Dios lo hizo se encuentra en Juan 3:16. "De tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree no se pierda, sino que tenga vida eterna." Dios estaba contento porque su propósito en nombre de la carne se logró. La reconciliación con Dios se llevó a cabo en los hematomas de Jesús.    

"El Señor" es el énfasis. El siervo no se vio envuelto en circunstancias malas. ¿Cuál fue la voluntad de Jehová? Su propósito era  el sufrimiento de su siervo "la justificación de muchos" (v. 11). Dios estaba en el trabajo, el cumplimiento de Su propósito eterno. John R. Sampey observó, "La muerte del Siervo, lejos de ser un accidente, estaba en el plan de Jehová para la redención humana."

La expresión "el Señor se complace" no es la idea de una mente sádica, demoníaca conseguir profunda alegría por infligir castigos a una persona inocente. La reconciliación con el hombre pecador se logró. Le complace lograr la paz en medio de la enemistad. Es el placer que viene de ver el asunto a través y lograr la reconciliación y la paz resultante.

Dios se complació quiso quebrantarlo dolorosamente en la trituración, y "hacerlo sufrir". Los resultados de la trituración es una tristeza profunda, y sumergible  en una angustia extrema.

En el versículo diez los tiempos de los verbos cambian de repente. El profeta ahora tiene su mirada puesta en el futuro. ¿Cuál ha sido considerada como realizada sigue siendo en cierto sentido por hacer "cuando se hace una ofrenda por el pecado."

El sacrificio es  ofrecido a Dios, no por Dios. "Aunque el Señor da lugar a la muerte del Siervo, él no es el oferente." El siervo se ofrece como sacrificio. Él es el Sumo Sacerdote y el sacrificio expiatorio por los pecados del pueblo. En el versículo doce el Siervo recibe la recompensa por la obediencia fiel. Toda su vida de obediencia, que alcanza el clímax en la muerte, es el sacrificio. Él fue obediente hasta la muerte, una muerte sustitutiva por el pecador culpable.

Asham es una "ofrenda por la culpa." Se trata de un sacrificio expiatorio, ya que hace expiación por los pecados. La misma vida del Siervo doliente se hizo un sacrificio vicario propiciatorio que aleja la ira de Dios.

El sacrificio pagado por el alma del siervo es mediante la presentación a la muerte violenta. Fue un sacrificio y que significa: (1) la culpabilidad o la deuda, (2) la indemnización o pago, (3) los vertidos de la culpabilidad o la deuda y establece el hombre libre.

El Siervo Sufriente, Jesucristo, es el final de todos los sacrificios, porque Él es la satisfacción de la justicia de Dios. Su sacrificio es la culminación de todos los sacrificios del Antiguo Testamento en hebreo porque la economía de su sacrificio en el Calvario es suficiente para cubrir todos los pecados.

Isaías usa el lenguaje y las imágenes del sistema sacrificial del Antiguo Testamento. Probablemente en el "sacrificio por la culpa" o sacrificio por la culpa, porque toda la sangre estaba esparcida sobre el altar (Levítico 5:14 y siguientes). Cristo es la satisfacción de nuestra parte a Dios.

El Siervo de tormento era en todos los sentidos el cumplimiento del gran plan de Dios. Nada de lo que se hizo fue por accidente. Había sido prefigurada por los sacrificios del templo desde hace siglos.

En sus propias palabras que Jesús dijo, "como el Hijo del hombre, que no vino para ser servido, sino para servir y para dar su vida en rescate por todos " (Mateo 20:28).

Por otra parte, Isaías dice: Muere, sin embargo, Él vive! La idea de la resurrección está implícito en las siguientes palabras de Isaías.

"Verá descendencia, vivirá por largos días
 y la voluntad de Jehová será en su mano prosperada."  

Dios es vindicado por cada persona que pone su confianza en el Siervo. El Siervo no sólo es reivindicado, sino que  satisfechos cuando un pecador viene a él y recibe la limpieza de su sangre preciosa. Él ve su semilla, y el trabajo de su alma y satisfecho.

¿Cuál fue el propósito de Dios en el sufrimiento de su siervo? "verá descendencia, vivirá por largos días  y la voluntad de Jehová será en su mano prosperada." Vivirá por largos días -- eternamente. Que va a morir y resucitar de nuevo y él verá los resultados que él logrará. Dios lo bendiga eternamente. El apóstol Pablo escribió en Filipenses 1:6, "estando persuadido de esto, que el que comenzó en vosotros la buena obra la perfeccionará  hasta el día de Jesucristo."  

"Él verá su descendencia," porque Él resucitó de los muertos. Su semilla espiritual consiste de todas las personas a través de las edades que ha creído en él como su sustituto. La resurrección de Jesucristo demuestra la satisfacción divina de Su sacrificio expiatorio vicario. Dios lo vio y se sintió satisfecho.

"Él verá su descendencia" sólo porque él mismo dio como sacrificio expiatorio por el pecado. Será una gran multitud que nadie puede contar (Apocalipsis 5:9; 7:9). No puede haber una semilla sin redención que han tenido lugar. Sin la expiación sustitutiva no puede haber semillas.

El Siervo verá su "descendencia", literalmente "la semilla". Eso sería imposible si Él murió y quedó muerto. Pero si Él resucitó de los muertos, "El verá su descendencia." Isaías dice, la muerte no acabara con  el Siervo. Como una persona viva de la que verá su descendencia y se regocijan en la prosperidad de la buena voluntad de Jehová.

"Vivirá por largos días" nos recuerda la resurrección de Jesucristo. Él se levantó de entre los muertos para disfrutar de una vida de resurrección interminable. Él es "para siempre viva" (Apocalipsis 1:18). Jesús dijo: "el que vive. Estuve muerto, pero vivo por los siglos de los siglos, amén. Y tengo las llaves de la muerte y del Hades" (1:17 b-18).

Él es el Eterno, sin principio y sin fin que murió como un sacrificio por nuestros pecados y resucitó de entre los muertos y ahora vive para siempre. Porque Él vive, Él tiene todo poder y autoridad sobre la vida y la muerte por toda la eternidad.

Él va a vivir muchos años. Longevidad para el pueblo judío significaba el favor de Dios y las bendiciones sobre ellos. Dios bendiga a su siervo que vivirá eternamente. Probablemente es un reflejo de otros pasajes mesiánicos (2 Samuel 7:13, 16; Salmo 89:3-4). Cristo es el Rey de los siglos en el trono de David (Salmos 132:12).

Isaías tiene en cuenta la vida de resurrección sin fin de nuestro Señor.

"Y la buena voluntad de Jehová será en su mano prosperada." Se va a pasar a través de su "semilla", ya que id, y haced discípulos a todas las naciones (Mateo 28:18-20). Los redimidos "prosperarán en sus mano." Habrá crecimiento espiritual y la "semilla" dará sus frutos.

 El Propósito eterno de Dios de la redención se realizará plenamente por medio de su siervo divino. "Este es mi Hijo amado en quien tengo  complacencias." Cuando Jesús gritó, "¡Consumado es!" Dios lo vio y se sintió satisfecho.

La expresión "la mano", sugiere el trabajo sacerdotal, mediador y alta y el ejercicio de poder y autoridad sobre el reino de Dios. Sólo Jesucristo resucitado  tiene tal poder y autoridad. El reino de Dios "en sus mano prosperara" significa que llegará a su conclusión con éxito y lograr la meta de Dios. Él estará satisfecho porque lo prosperara.

Por la fe personal de muchos verán su propósito eterno en el sufrimiento de Cristo y estarán  justificados. Ellos crean  en Él y Él declarará justos delante de él, por lo tanto, Dios habrá cumplido su propósito.

EL PLACER  EN  LA SATISFACCIÓN  DIVINA (v. 11)

Lo que excede de   placer a Cristo tendrá en ver los resultados de su sacrificio en la multitud incontable que responderán a él. Dios está reuniendo a sí mismo un pueblo redimido por su gracia mediante la fe en la redención proporcionada por el sufrimiento del Sustituto.

 "Verá el fruto de la aflicción de su alma
 y quedará satisfecho;
 por su conocimiento justificará
 mi siervo justo a muchos,
 y llevará sobre sí las iniquidades de ellos
Dios es el que habla, al igual que en el comienzo de la canción" (52:13).

Ninguna persona o evento a lo  largo de la historia puede ser comparado con lo que el Siervo del Señor  llevo a cabo. Hemos sido testigos por,2.000 años de los beneficios en todo el mundo.

¿Qué vera él? "La angustia de su alma." Él mirará hacia atrás sobre  el dolor y el sufrimiento y  de ser satisfecho. ¡Bien hecho mi buen y fiel Hijo! La redención se ha cumplido.

Él se ve con "satisfacción abundante" y estará  plenamente satisfecho por el éxito de la obra divina.

El  incomparable  éxito. Se trata de un trabajo perfectamente hecho. Verá muchos que vienen a la salvación y satisfecho. "Por su conocimiento el Justo, mi siervo justificará a muchos y llevará las iniquidades de ellos." Dios puede ser justo y justificar al pecador creyente. Él lleva a cabo esta justificación por la fe.

No se pierda la expiación sustitutiva que  se mantiene recurrente a lo largo del pasaje. Eso es lo que hace que sea difícil su esquema. Los temas y subtemas siguen apareciendo a lo largo de esta gran sinfonía de la redención. Él ha redimido a una gran multitud que nadie puede contar por medio de su sufrimiento vicario y el sacrificio expiatorio de la culpa y el poder de sus pecados.

Verá el fruto de su trabajo y estará satisfecho en abundancia. Apocalipsis capítulos cuatro y cinco nos habla de una gran multitud reunida a través de todas las edades adorando al Cordero.

El Siervo lo verá y quedará satisfecho plenamente. La obra divina tendrá éxito y el resultado del sacrificio expiatorio que la causa de Dios sera  glorificado. El escritor de Hebreos dijo, "el cual por el gozo puesto delante de él sufrió la cruz, menospreciando el oprobio, y se sentó a la diestra del trono de Dios" (Hebreos 12:2).

"por su conocimiento justificará
 mi siervo justo a muchos,
 y llevará sobre sí las iniquidades de ellos."

"Por su conocimiento" se puede traducir "el conocimiento de Él" o "por su propio conocimiento." O es probablemente correcta. Jesús dijo: "Y esta es la vida eterna: que te conozcan a ti, el único Dios verdadero, y a Jesucristo, a quien has enviado" (Juan 17:3). El apóstol Juan escribió: "Pero sabemos que el Hijo de Dios ha venido y nos ha dado entendimiento para conocer al que es verdadero; y estamos en el verdadero, en su Hijo Jesucristo. Este es el verdadero Dios y la vida eterna" (1 Juan 5:20).

Él sabrá  que por las iniquidades de ellos  muchos serán justificados. Conocimiento, incluso, sus conocimiento, no justifican. Sólo la satisfacción divina de la propiciación puede hacer eso.

Es la "justicia perfecta" del Siervo que justificará a muchos. Su justicia le hace competente a un sacrificio propiciatorio.

El Hijo de Dios  tiene absoluto conocimiento eterno   y por lo tanto podría hacer  la justificación de muchos. Él tiene el poder de declarar justo todos los que vienen a Él por la fe en su sacrificio expiatorio por el pecado.

La justificación que se hace referencia aquí es una justificación legal, forense. El Siervo lleva las iniquidades de  muchos que  pueden estar justificados. Se pronuncia a justificarles, absuelto (Romanos 3:21-25; 5:1, 18,19).

"Y llevará las iniquidades de ellos" se refiere a algo que se hará después de la finalización de la obra. Isaías no menciona nada de los beneficios de la labor del Siervo, hasta después que ha muerto y resucitado de entre los muertos. Sin embargo, una vez que se menciona que gran hecho que nos dice de  los efectos sobre la humanidad.

Se trata de una gran seguridad saber que una vez que el Siervo de Dios llevó nuestros pecados ya no pueden acusarnos  por más tiempo. La culpa y el pago de las iniquidades de ellos ha sido castigado  de una vez por todas.

Dios está satisfecho con el sacrificio vicario y se complace en ella y los resultados que produce. La acción se ha completado. Los verbos relacionados con el sacrificio vicario en el tiempo perfecto, que describe la acción como terminada. No hay trabajo por hacer. El pago ha sido pagado en su totalidad. El verbo se refiere a la intercesión está en el imperfecto, retratando la acción  que es incompleta. Es nuestro intercesor ante el trono de la gracia de interceder por nosotros. Él está siempre dispuesto a defender nuestro caso. Tenemos un gran Dios y Salvador que es también nuestro gran Sumo Sacerdote.

Debido a que Dios y Su siervo está satisfecho el mensaje puede ahora ser proclamado.

LA PROCLAMACIÓN DE LA SATISFACCIÓN  DIVINA (v. 12)

Isaías ve la resurrección del Siervo como un  triunfo  más. "He aquí que mi siervo será prosperado, será engrandecido y exaltado,  será puesto muy en alto" Isaías nos dice en 52:13. Hemos llegado al punto de partida en la exaltación y la humillación y la exaltación extrema aún mayor del Siervo.

"Por tanto, yo le daré parte con los grandes,
y con los poderosos repartirá el botín;
 por cuanto derramó su vida hasta la muerte,
 y fue contado con los pecadores,
 habiendo él llevado el pecado de muchos
 y orado por los transgresores."  

Los grandes de la tierra van a ser presentados a él y hacer un homenaje a él. "Yo le daré parte con los grandes," son términos generales, y no se refieren a individuos específicos. ¿Podrían ser Moisés y Elías con el que Jesús compartió su "éxodo" en el monte de la transfiguración?

El apóstol Pablo describió esta misma humillación extrema y la exaltación del siervo. Él escribió:

"Él, siendo en forma de Dios, no estimó el ser igual a Dios como cosa a que aferrarse,  sino que se despojó a sí mismo, tomó la forma de siervo y se hizo semejante a los hombres. Más aún, hallándose en la condición de hombre,  se humilló a sí mismo, haciéndose obediente hasta la muerte, y muerte de cruz. Por eso Dios también lo exaltó sobre todas las cosas y le dio un nombre que es sobre todo nombre, para que en el nombre de Jesús se doble toda rodilla de los que están en los cielos, en la tierra y debajo de la tierra; y toda lengua confiese que Jesucristo es el Señor, para gloria de Dios Padre" (Filipenses 2:6-11).

 "Él derramó su alma como ofrenda por el pecado." Vine señala: "Fue un sacrificio ofrecido a Dios con el efecto de la compensación al pecador de su culpa." Esta expiación divina satisfizo la justicia de Dios.

Todo lo que hizo Jesús dependía de su obra terminada en el Calvario. Incluso su poder soberano como Rey dependerá del trabajo realizado.

"Él derramó su vida hasta la muerte" significa "tirar  o vacío, o verter limpiar, hasta la última gota."

El Salvador es soberano. El Siervo voluntariamente puso al  descubierto su alma hasta la muerte. Ningún hombre  quitó la vida  de Él, pero Él lo ah  previsto de sí mismo. Él tiene el poder para ponerla, y él tenía el poder para tomarla de nuevo. Cf. Juan 10:15, 17-18.

El Siervo permite a sí mismo "para ser contados ", es decir, para ser crucificado entre dos criminales. Al permitirse  a sí mismo como "contado con los pecadores", Él llevó los pecados de muchos. Esta es la forma en que nuestro Señor a  interpretado estas palabras. Jesús dijo: "Porque os digo, que esto que se escribe debe ser cumplido en mí ', y fue clasificado entre los criminales", por lo que se refiere a mí toca a su fin "(Lucas 22:37 citan del Antiguo Testamento en todos los capitales). Descripción de la crucifixión de Cristo Marcos escribió: "Crucificaron también con él a dos ladrones, uno a su derecha y el otro a su izquierda.  Así se cumplió la Escritura que dice: «Y fue contado con los pecadores»" (Marcos 15:27-28). Se refiere a Isaías 53:12.

"habiendo él llevado el pecado de muchos
 y orado por los transgresores."

La acción en la palabra "intercedió" está incompleta. Los verbos se refieren al sacrificio vicario en el tiempo perfecto. La acción ha terminado.

Una de las cosas más increíbles que vemos que tienen lugar en la cruz es Jesús orando. Jesús continuó diciendo: "Padre, perdónalos. Porque no saben lo que  hacen." Jesús estaba intercediendo por aquellos que lo estaban clavando en la cruz. Fue el pecado-al portador y le estaba haciendo intercesión por los transgresores.

Y que  está haciendo ahora por  nosotros? "Cristo es el que murió; más aún, el que también resucitó, el que además está a la diestra de Dios, el que también intercede por nosotros" (Romanos 8:34). Hebreos 9:24 ocupa la misma nota, "porque no entró Cristo en el santuario hecho por los hombres, figura del verdadero, sino en el cielo mismo, para presentarse ahora por nosotros ante Dios..." El motivo de su intercesión es su sacrificio expiatorio por el pecado. Todo descansa sobre su muerte.

Es la obra sacerdotal del Siervo que viene a la vista. Él se declara ante el trono de los méritos de su sacrificio de expiación como el único fundamento de la aceptación del pecador delante de Dios (Cf. Mateo 26:38, 39, 42, Lucas 22:37, 2 Corintios 5:21, 1 Juan 2:1-2; Hebreos 10:12; 8:1; 4:14-16; 12:2; Juan 10:15, 17-18, Hebreos 9:28; Marcos 15:28; 1 Pedro 2:24).

Podemos ver que gran multitud de gente que viene ante el trono de Dios "y decían a gran voz: 'El Cordero que fue inmolado es digno de tomar el poder, las riquezas, la sabiduría, la fortaleza, la honra, la gloria y la alabanza.' A todo lo creado que está en el cielo, sobre la tierra, debajo de la tierra y en el mar, y a todas las cosas que hay en ellos, oí decir: 'Al que está sentado en el trono y al Cordero, sea la alabanza, la honra, la gloria y el poder, por los siglos de los siglos" (Apocalipsis 5:12-13). El Cordero en Apocalipsis es el siervo sufriente de Isaías.

Todos los de la gloria futura de Jesús depende de su muerte y resurrección:

    "Porque Él se derramó hasta la muerte "

    "Él fue contado con los transgresores" 

    "orado por los transgresores."

Jesucristo es el  Salvador sufriente, "en quien tenemos la redención, el perdón de los pecados" (Colosenses 1:14). Me encanta la forma C. H. Spurgeon expresó que el amor y adoración son por él.

 "Creo que cada vez que nuestra religión es más vital, es cuando está más completa  de Cristo. . . Puedo dar testimonio de que cada vez que estoy en los abismos de tristeza, nada va a hacer por mí, pero "sólo Jesús". Me retiro a la ciudadela  de lo más íntimo de nuestra santa fe, a saber, el corazón de Cristo, cuando mi espíritu es asaltado por la tentación, o asediado por el dolor y la angustia. Lo que es más, mi testimonio es que siempre me  goces espiritualmente  de alta, goces rico, raro, celeste, que siempre están conectados con Jesús solamente, otras cosas  religiosas  puede dar algún tipo de gozo y alegría que es muy saludable, pero la más sublime. La más embriagadora, la más divina de todas las alegrías,  es la que hay que encontrar en Jesús solamente. . . Me parece que si quiero  trabajar mucho, tengo que vivir en Jesús solamente, si deseo  sufrir con paciencia, que debe alimentarse de Jesús solo, y si quiero luchar con Dios, con éxito, tengo que defender a Jesús solo, y si aspiro a conquistar el pecado, debo utilizar la sangre de Jesús solamente, si quiero  aprender los misterios del cielo, tengo que buscar las enseñanzas de Jesús solamente. Creo que todo lo que se añade a Cristo reduce nuestra posición, y que cuanto más elevada este  nuestra alma se convierte, más cerca de como lo que es estar cuando se entrará en la región de lo perfecto, el más completo todo lo demás se hunde, mueren, y Jesús, Jesús, sólo Jesús, será el primero y el último, y medio y sin fin, el Alfa y la Omega de todo pensamiento de la cabeza y el pulso del corazón. Que así sea con todos los cristianos." (C. H. Spurgeon, Sermones de CH Spurgeon de Londres, Vol. 9 (Nueva York: Funk & Co. Wagnalls, sf), pp 433-4)

Vamos a concluir  nuestro estudio reverente parafraseando a esta última estrofa mediante la sustitución de los pronombres personales con el nombre de nuestro bendito Salvador. Como lo hacemos vamos a inclinar  nuestros corazones delante de él y a gritarle Él, cuyo nombre es sobre todo nombre.

Jehová quiso quebrantarlo,
 
Sujetando lo a Jesucristo al padecimiento.
 
Cuando haya puesto su vida en expiación por el pecado,
 
verá descendencia, vivirá por largos días
 
y la voluntad de Jehová será en su mano prosperada.
 
Verá el fruto de la aflicción de su alma
 
y quedará satisfecho;
 
por su conocimiento justificará
 
mi siervo justifico a muchos,
 
y llevará  Jesús sobre sí las iniquidades de ellos. 
 
Por tanto, yo le daré  a Jesucristo parte con los grandes,
 
y con los poderosos repartirá el botín;
 
por cuanto Jesucristo  derramó su vida hasta la muerte,
 
y fue contado con los pecadores,
 
habiendo Jesucristo llevado el pecado de muchos
 
y orado por los transgresores.


(c) 2011 Mensaje por Wil Pounds. Traducción por David Zeledon. 

Haga click aqui para imprimir la página amistosa

ABIDE IN CHRIST¿Encuentran lo que Ud quiso en esta página?

 ¡SELAH!   Alto, pausa y reflexiona, solamente piensa en esto

 Selah!  SELAH EN ESPANOL


En casa

Estudios de Biblicos

Permaneced en Cristo

Cristo en el Antiguo Testamento

Crecimiento Personal

Devocionales

www.AbideInChrist.com           www.AbideInChrist.org