Isaías 53:1-3 El Divino Doliente

 

Inicio

Estudios Bíblicos

Permaneced en Cristo

Cristo en el Antiguo Testamento

Crecimiento Personal

Devocionales

Permita que la Biblia sea su eterno consejero.

 Permanecid en Cristo   bible.gif (4616 bytes)Isaías 53:1-3

El Divino Doliente

La Canción del Siervo sufriente (Isaías 52:13-53:12)
El Siervo Divino (52:13-15) PDF
El divino doliente (53:1-3) PDF
El Sustituto Divino (53:4-6) PDF
El Sacrificio Divino (53:7-9) PDF
La satisfacción divina (53:10-12) PDF

Hemos llegado a la "pasional de oro" del Antiguo Testamento.

El sufrimiento inhumano del Siervo de Jehová, y su exaltación de alta causa asombro a todos los que escuchan el mensaje. La emoción más fuerte es la emoción no expresada. El pueblo y los gobernantes se ven atrapados en las emociones no expresadas de asombro extremo y tiemblan los pueblos y los reyes se quedan  mudos.

¿Puedes imaginar algo que podría tener una gran consecuencia en la humanidad?

En la última parte de Isaías cincuenta y dos, vimos las grandes  Trazos generales del sufrimiento del Siervo de Yahvé (52:13-15). El profeta hebreo ha guardado los detalles sombrío del sufrimiento de este capítulo. Está llena de patetismo y horror. "Porque la paga del pecado es muerte." De hecho, el "mensaje" es tan horrible que la respuesta a la misma es "¿Quién en el mundo ha creído a nuestro anuncio?" El mensaje parecía tan incomprensible que nadie lo creería cuando lo escuché. La respuesta implícita a la pregunta es "¡Yo no! Nadie."

El asombro del Mensaje de la víctima divina (53:1)

La verdad que se comunica aquí es más allá de todo en el Antiguo Testamento y nunca se ha expresado antes de este pasaje. Por eso, este mensaje es tan sorprendente para la gente. El profeta bajo la inspiración del Espíritu Santo comunica la revelación de Dios sobre el Siervo Sufriente.

"¿Quién ha creído nuestro mensaje?
¿Y a quién la mano del Señor ha revelado?"

Isaías expresa su consternación por la respuesta del pueblo al anuncio de la extrema humillación y exaltación del Mesías. Nos recuerda de Isaías 6:9 y la dureza de los corazones de sus oyentes. Casi nada ha cambiado desde el momento de la venida del Siervo de los siglos de antes.

Este versículo nos recuerda la respuesta de un rabino judío, cuando habló del mismo mensaje. "Al oír hablar de la resurrección de los muertos, algunos comenzaron a burlarse" de Pablo en Atenas. "Y discutía en la sinagoga todos los sábados, y persuadía a judíos y a griegos. " en Corinto (Hechos 18:4). Pablo estaba entregado por entero a la predicación de la palabra, testificando a los judíos que Jesús era el Cristo" (v. 5). "Pero oponiéndose y blasfemando estos, les dijo, sacudiéndose los vestidos: Vuestra sangre sea sobre vuestra propia cabeza. Mi conciencia está limpia; desde ahora me iré a los gentiles" (v. 6). Eso no es un caso aislado del rechazo del mensaje de la humillación y la exaltación del Siervo de Yahvé. Incluso Pablo tuvo que ser tirado al suelo antes de que se entregara a Cristo (Hechos 9).

El Mensaje

El "mensaje" es "lo oído", la "buena nueva", es decir, el mensaje del profeta. Lo que causó a  los reyes para convertirse en pasmado fue lo que no había oído hablar. Cuando la verdad salió, no podía decir una palabra (52:15). El mensaje fue la exaltación del Siervo de Yahvé de un profundo estado de humillación terrible.

Dios como veremos realizar  por su fuerza "brazo."

El apóstol Juan nos dice Isaías se refería a Cristo cuando dijo estas palabras "Isaías dijo esto cuando vio su gloria, y habló acerca de él" (Juan 12:41). En un contexto en el que Juan nos dice que Jesús estaba enseñando acerca de su próxima muerte y resurrección cita Isaías 53:1 recordando a sus lectores de la hostilidad y el rechazo del Siervo. Rechazaron el informe o mensaje de Cristo. Él "se fue y se ocultó de ellos" (12:36). Les recuerda, "Que las palabras de Isaías se cumpliese" (v. 38). Entonces Juan cita Isaías 6:10, que habla de este endurecimiento del corazón.

Nadie va a creer el informe de los fuerza "brazo de Jehová" el cumplimiento de la redención de su pueblo a través de un Siervo Sufriente.

El apóstol Pablo cita un versículo en el contexto de la emisión de una invitación a creer en Cristo para la salvación en Romanos 10:16. Si usted no cree el informe no se puede guardar. "Así que la fe es por el oír, y el oír, por la palabra de Dios" (v. 17).        

El informe fue el anuncio profético de la humillación y exaltación de Cristo que les tomó por sorpresa. Se mantuvieron por encima- por  el mensaje.

¿Quién es el que habla en Isaías 53:1? ¿Esto es los reyes en (52:15) o los hijos de Israel habla en retrospectiva, el profeta o la gente Judíos y gentiles articular una confesión por medio del profeta o el remanente judío lamentando el hecho de que serán tan pocos los que creerán?

En el Evangelio de Juan es la pregunta que se introduce, "Señor, ¿quién ha creído a nuestro anuncio?" Estaba dirigida a Dios. En este caso, el profeta fue el de hacer la pregunta (Juan 12:38).

Juan R. Sampey dijo correctamente, "La aplicación del Nuevo Testamento de esta gran profecía de Jesús no es un edificio de palabras originalmente habla de Israel como una nación, pero de  un reconocimiento del hecho de que el profeta pintado por adelantado era un  retrato de que Jesucristo es el original."

Los escritores de los Evangelios se refieren con reacciones sorprendentemente similares a la ceguera de los líderes religiosos y el pueblo en Jerusalén para la crucifixión del Siervo del Señor. El brazo del Señor estaba en el trabajo en los eventos en la Cruz. La gente estaba en la incredulidad total  de que el Siervo del Señor que sufriría y moriría. "¿Quién hubiera creído lo que acabamos de escuchar?" Nota del plural "nosotros" lo que sugiere .que el profeta está hablando como representante de la nación pecadora. El grupo reconoce su  pecado y reconoce lo que el Siervo sufriente ha llevado a cabo en su nombre.

Lucas 24:19-24 suena como Isaías. Jesús caminaba por la carretera de Emaús escuchando la conversación entre dos de sus discípulos. Estaban en la incredulidad por las informaciones de que Jesús estaba vivo. "Entonces él les preguntó: ¿Qué cosas?  Y ellos le dijeron: De Jesús nazareno, que fue varón profeta, poderoso en obra y en palabra delante de Dios y de todo el pueblo; y cómo lo entregaron los principales sacerdotes y nuestros gobernantes a sentencia de muerte, y lo crucificaron.  Pero nosotros esperábamos que él fuera el que había de redimir a Israel. Sin embargo, además de todo, hoy es ya el tercer día que esto ha acontecido.  Aunque también nos han asombrado unas mujeres de entre nosotros, las cuales antes del día fueron al sepulcro; como no hallaron su cuerpo, volvieron diciendo que también habían visto visión de ángeles, quienes dijeron que él vive. Y fueron algunos de los nuestros al sepulcro, y hallaron así como las mujeres habían dicho, pero a él no lo vieron" (Lucas 24:19-24).

Entonces él les dijo: ¡Insensatos y tardos de corazón para creer todo lo que los profetas han dicho! ¿No era necesario que el Cristo padeciera estas cosas y que entrara en su gloria? Y comenzando desde Moisés y siguiendo por todos los profetas, les declaraba en todas las Escrituras" (Lucas 24:25-27).

¿Cuál sería la recepción de Jesucristo si Él entra en nuestras sinagogas o iglesias de hoy? ¿Cómo sería su mensaje seria recibido si fuera a venir a nuestra ciudad y los pueblos en que vivimos? han cambiado las cosas? "¿Quién ha creído a nuestro anuncio?"

"¿A quién  el poder del Señor se ha revelado?"

"Brazo de Jehová" es una metáfora del poder militar. Los oyentes se negaron a creer en el poder omnipotente del Señor para llevar a cabo su propósito eterno de la redención de Israel a través del Siervo. El Siervo de Dios nos ha demostrado su poder soberano en una derrota militar sobre los enemigos de Israel.

El brazo de Dios sobre  la persona que está en  su poder omnipotente. Cuando usted cree que el mensaje es evidente que el poder del Señor se ha manifestado. Esto es cierto cuando creemos que el mensaje de la salvación por gracia mediante la fe en Cristo solamente para salvarnos (Romanos 10:9-17). Sólo Dios es capaz de salvar. Es su poder de acción para salvarnos  a los que creen en Cristo. Cf. Isaías 40:10-11; 48:14; 51:5; 63:5.

A menos que Dios muestre  su poder salvador nunca podremos  ser salvos. Un nacimiento espiritual debe llevarse a cabo para lograr nuestra salvación. Nadie puede ser salvo a menos que Dios este en el trabajo más profundo de su ser interior para lograr el nacimiento espiritual. Lo hace a través del mensaje de Su Palabra. Ese es el argumento de Pablo en el capítulo diez romanos.

Dios puede lograr lo que se propone hacer. ¿Quién creerá el mensaje de Su redención poderosa? Jesucristo murió por nuestros pecados y resucitó de entre los muertos. Ese es el poder omnipotente de Dios en el trabajo para salvar un mundo perdido.

El "brazo de Jehová" es la omnipotencia de trabajar en la redención de Israel. Dios no es un amputado, como algunos nos quieren hacer creer en  nuestros días. El "brazo de Jehová" es una persona -- el Señor Jesucristo. Él ha llevado a cabo el propósito eterno de Dios. El brazo del Señor se revela en su más grande operación de la persona y obra de Jesucristo. Desde el trono de Dios, Él gobierna el universo. Cuando él regrese  en  su segunda venida vamos a ver la manifestación del brazo fuerte del Señor en todo su poder y gloria (Filipenses 2:8-11).

Las actitudes hacia el Divino Doliente  (53:2)

"Subirá cual renuevo delante de él,
 como raíz de tierra seca.
 No hay hermosura en él, ni esplendor;
 lo veremos, mas sin atractivo alguno para que lo apreciemos."

El profeta hebreo narra la vida del Siervo de la cuna a la tumba. El "brazo de Yahvé" se manifiesta en todo el curso de su vida. El crecer como raíz de tierra seca es la revelación del gran poder de un Dios soberano.

El origen humilde del siervo (v. 2)

La imagen viva en la mente de Isaías es tan clara que lo declara como ya ha tenido lugar. Pero él no está hablando de un individuo que ya ha vivido o alguien en su propio día, pero un acontecimiento futuro.

"Creció delante de Él" se refiere a la venida del siervo en la tierra. Él no está describiendo a alguien que van a aparecer en la escena en el esplendor de la gloria del Mesías. No había nada en su apariencia que atraería a un público masivo. Sin embargo, él era precioso a los ojos de Dios. Lo hizo todo con la idea de complacer a su Padre (Juan 5:19-20). Él vivió su vida en el poder de Dios y conforme a Su voluntad. Tenía la atención de Dios. Ninguna persona, aparte del Señor Jesucristo, ha vivido cada minuto de su vida bajo el completo control del Espíritu de Dios. Fue bajo el ojo siempre vigilante de Dios.

El profeta describe las condiciones adversas. "Él brotado como una rama ante Dios, como raíz de tierra seca." La "tierra seca", sugiere la insignificancia y la humildad. Uno de los contemporáneos de Jesús le preguntó: "¿Puede salir algo bueno de Nazaret?"

La gente vio el Siervo como una mera "succión" o un "renuevo" o rama que surge de un tronco muerto de edad. Los agricultores cortan lactantes licitación y los echan a un lado. Es un estado general de la humildad del siervo y el rechazo por el pueblo.

¿Es esto una ilusión de Isaías 11:1? Retoños pueden crecer hasta convertirse en árboles gigantes. Isaías  tiene en cuenta la dinastía caída de David. Hay una estrecha relación entre el Mesías ben David y el Siervo Sufriente. Incluso entre los discípulos de Jesús había problemas para aceptar la idea de este último. El Siervo Sufriente es el propio Mesías, el Salvador-Rey. Él es el siervo de la dinastía de David esperada  a lo largo de los siglos. Él es el rey humilde servidor.

Es como "una raíz de tierra seca" (v. 2b). ¿Por qué, miró al Siervo y decidió que no había nada prometedor en él. La tierra seca podría referirse a las condiciones humildes, humilde de su origen campesino. Venía de las miserables condiciones de pobreza, un humilde Nazareno. Una raíz en un lugar seco habría una lucha por sobrevivir. La gente no se le compara con los altos cedros del Líbano. Fue un nacimiento humilde y vive en Galilea de los gentiles. No hay forma de gloria que los hombres cuenten en él. La actitud de la gente era tal que no pudieron encontrar la belleza que le deseemos. Se señaló a su conclusión basada en las apariencias externas en lugar del carácter justo de su corazón.

Por otra parte, con el tiempo de Cristo apareció en Israel, el hacha del juicio divino cayó sobre Judá y no se dejó nada en pie, solo  los troncos cortados . Se ha producido un tronco cortado  insignificante en Israel en la casa de David. Se había hecho tan insignificante y sin importancia que se le llama "Jesé" en 11:1. El nombre de David había caído al nivel de la que estaba cuando el padre de David llevó el honor al nombre de la familia, mucho antes de la gloria de David. Nada de lo que quedaba de ese nombre en el momento en que Cristo vino, sólo una sesión de licitación en el suelo caliente y árido desierto. Era una tierra seca espiritualmente cuando Jesús llegó a Israel. La gloria siempre ha ido por el nombre de la familia.

El Siervo habitó entre su propio pueblo y se negaron a creer en Él (Juan 1:10-11). La Palabra invisible se hizo visible y lo rechazó. Se negaron Mensajero de Dios y su mensaje. No se veía ni sonaba como la realeza. El triste comentario de la gente Es aficionado a las siguientes palabras en nuestro poema:

"Subirá cual renuevo delante de él,
 como raíz de tierra seca.
 No hay hermosura en él, ni esplendor;
 lo veremos, mas sin atractivo alguno para que lo apreciemos." 

El pueblo completo lo juzgo mal. Ellos lo rechazaron sobre la base de percepciones erróneas. Nadie lo consideraba digno. Nadie se levantó y dijo ser su amigo o colega. ¿Cuántos se adelantaron y lo defendieron en sus pruebas ante Pilato y Herodes?

 La Biblia no dice nada sobre el aspecto físico de Cristo, por lo tanto, debemos concentrarnos en su calidad espiritual. Él estaba completamente como su padre y se negaron a aceptar la justicia de Dios (Juan 5:17-43). Su carácter santo era una acusación.

El Señor Jesucristo sigue siendo poco atractivo para el hombre no regenerado natural. No es un héroe conquistador, líder político de gran alcance, o de orador elocuente. Aquí no era un santo hecho a sí mismo. Keil y Delitzsch traducir, "Lo vimos y no había nada en su apariencia para  ser  deseado, o sentirse  atraídos por él." Fue repugnante y despreciable para ellos.

Cuando llegó el impulso de empujar se quedaron fuera de la casa de Pilato y le gritaron: "¡Crucifícale! ¡Crucifícale!" ¡No a éste, sino a Barrabás!" La estimación del mundo sigue siendo el mismo. Los hombres no caen a sus pies y le adoran hasta que hayan tenido un cambio radical del corazón que viene a través de un nacimiento espiritual. "A menos que un hombre nace de nuevo no puede ver el reino de Dios." La cruz de Jesucristo es siempre un escándalo para el hombre no regenerado.

La razón de la respuesta de la gente (v. 3)

"Despreciado y desechado entre los hombres,
 varón de dolores, experimentado en sufrimiento;
 y como que escondimos de él el rostro,
 fue menospreciado y no lo estimamos."

"despreciado"

La nación de Israel despreció  y rechazaron  al Siervo divino. La palabra "despreciado", que se usa dos veces en este versículo tiene la idea de "dejar", "falta", como el "el que toma el último lugar." Es como ser tratados con desprecio. ¿Alguna vez ha sido el último en ser elegido en el béisbol, el fútbol o el equipo de fútbol? Todos lo rechazaron. Lo metieron en la final de la línea.

"Pilatos preguntaba burlonamente la pregunta: ¿Eres tú- de aspecto humilde criatura--el Rey de los judíos?" señala Alexander Maclaren. 

Cuando miramos la vida de Cristo lo vemos despreciado y desechado entre los hombres. Lucas 18:31-33 es un buen ejemplo de lo que sucedido. Aquí están las palabras de Jesús cuando Él tomó a sus doce discípulos aparte y les dijo:

"Cuando lleguemos a Jerusalén se cumplirán todas las cosas escritas por los profetas acerca del Hijo del hombre,  pues será entregado a los gentiles, se burlarán de él, lo insultarán y le escupirán. Y después que lo hayan azotado, lo matarán; pero al tercer día resucitará."

Al igual que los oyentes de Isaías, que no podían manejar la información. "Sin embargo, ellos nada comprendieron de estas cosas" (v. 34). Los discípulos se negaron  a creerlo. La mente humana escucha sólo lo que quiere oír. Hay no tan sordo como los que se niegan a oír, tan ciego como los que se niegan a ver. El mensaje fue alucinante. Fue increíble.

desechado entre los hombres

No dejaban de alejarse de él. Es la idea de dejar a uno en una sacudida sin ayuda en momentos de necesidad. Se retiraron de él. La imagen de los leprosos en el Antiguo Testamento que se mantuvieron separadas de la población e hizo a gritar: "¡Inmundo!" El "mejor clase de hombres" abandonó el Siervo. Fue rechazado, boicotearon o rechazado por los hombres de rango.

El nombre de Jesús es o bien el más amado y apreciado nombre entre los hombres, o el más despreciado y odiado.

varón de dolores

Él era "un hombre agobiado por el dolor" de corazón en todas sus formas (Keil). Toda su vida estaba llena de "resistencia constante dolorosa" porque se afligió por la condición de pecado de su pueblo. Vio a sus  incredulidad y lloró sobre ella. Llevaba el dolor y la tristeza de la humanidad. El dolor y la enfermedad puede ser identificado con su sufrimiento vicario para nuestra redención. Aquí estaba el hombre más entendido en la faz de la tierra.

"experimentado en quebranto" o "enfermedad"

Él estaba familiarizado con el pecado "enfermedad". La palabra "enfermedad" aquí es sinónimo de pecado. Nos recuerda a Isaías 1:5-6,

 "¿Por qué querréis ser castigados aún?
 ¿Todavía os rebelaréis?
 Toda cabeza está enferma
 y todo corazón doliente
 Desde la planta del pie hasta la cabeza
 no hay en él cosa sana, sino herida,
 hinchazón y podrida llaga;
 no están curadas ni vendadas
 ni suavizadas con aceite."

Su dolor era constante compañero. No era porque él era una persona enferma. Isaías está describiendo los efectos de la ira de Dios contra el pecado. el pecado  ardía como una fiebre altísima caliente en su alma santa.

"y como que escondimos de él el rostro"

Esta fue la reacción de los hombres para el  Siervo. Lo encontraron tan repugnante de ver a causa de los dolores y la enfermedad que le caracteriza. Se volvieron la cara de él como si hubiera alguna enfermedad repugnante que deformaba su rostro y era  imposible mirarlo. La gente sacó sus capas a lo largo de sus ojos para ocultar su rostro de ellos. Que se enfermaron y repelido por la visión de su agonía en la cruz. Eran tan disgustado por su apariencia sangrienta terrible que los hombres volvieron sus rostros de la escena cruel. La escena era tan repulsiva que "ocultaron sus rostros." Es como cuando ves algo tan horrible y repugnante que a su vez quitas tu  rostro para no verlo.

Sin embargo, era más que el sufrimiento físico de la crucifixión. Fue la santidad y la justicia de ver a una víctima inocente colgado en la cruz muriendo por sus pecados. Fue el sustituto inocente que murió por el culpable. No podía soportarlo. Al igual que el mensaje taparon las bocas de los reyes, por lo que no podía soportar la mirada de la víctima inocente que lleva su culpabilidad.

"fue menospreciado y no lo estimamos"

Martín Lutero tradujo correctamente, "Nosotros lo estima en nada." Contamos con él un cero. Nosotros no le dimos un segundo pensamiento. Eso es lo mucho que lo valora. Leer las palabras de esta estrofa de nuevo sustituyendo los pronombres que hacen referencia al siervo sufriente con el precioso nombre de Jesús.

¿Quién ha creído nuestro mensaje?
¿Y a quién el brazo del Señor se ha revelado?

Subirá Jesús delante de él,
 como raíz de tierra seca.

 No hay hermosura en Jesús, ni esplendor;
 lo veremos, mas sin atractivo alguno para que lo apreciemos.

  Jesús Despreciado y desechado entre los hombres,
 varón de dolores, experimentado en sufrimiento;
 y como que escondimos de él el rostro,
 Jesús fue menospreciado y no lo estimamos.

Las cosas han cambiado realmente. Una cosa es dar las palabras de cortesía a Jesús como un profeta o un maestro religioso buena, pero es totalmente otra cosa que inclinarse y adorarle. La horrible verdad es que somos pecadores viles, depravados que hemos  sido destituidos de la gloria de Dios. Nos merecemos el castigo eterno separado de un Dios santo. Isaías ilustra  que tenemos ante nosotros con un detalle asombroso de la muerte del Cordero de Dios como un sacrificio vicario sustituto muriendo en nuestro lugar en la cruz. El siervo sufriente de Dios satisfecho la justicia de Dios y el hombre pecador reconciliado con un Dios santo.

Vivimos en un día en que la sociedad sofisticada rechaza el siervo sufriente. Él es despreciado y rechazado, y los hombres lo cuentan como nada.

Por otro lado, me emociono y estoy  emocionado por la respuesta a millones alrededor del mundo que ponen su fe en Cristo como resultado de ver la película  de Jesús o que escuchan la presentación de la buena noticia de la muerte de Jesús por sus pecados. Para algunos que leen esto, es increíble que la gente razonable que ponen su fe en un Salvador crucificado. Para otros, es absolutamente revolucionaria. El estigma y el escándalo de la cruz siempre estarán ahí. "Porque la palabra (lo predicó, el mensaje) de la cruz es para los que se pierden locura, pero a nosotros que se salvan, esto es el poder de Dios... Nosotros predicamos a Cristo crucificado, para los Judíos en un obstáculo, y la locura gentiles, más para los llamados, tanto Judíos y griegos, Cristo con el  poder de Dios y sabiduría de Dios" (1 Corintios 1:23-24, énfasis mío). El "hombre natural no percibe las cosas del Espíritu de Dios, porque le son locura, y no las puede entender, porque se han de discernir espiritualmente" (2:14).

Nuestra reacción es exactamente la misma que en los días de Isaías y Pablo. Nos rebelamos hacia el mensaje y el mensajero hasta que el Espíritu Santo  irrumpe en nuestros corazones y muertos  espiritualmente nos absuelve  o convence de nuestra incredulidad y la realidad de la cruz y la resurrección de Cristo. En el marco del "brazo fuerte del Señor" nuestros corazones se ablandan y nacen desde arriba espiritualmente. Sólo entonces podemos confiar sólo en Él por el don de la salvación y vida eterna. Responde a la incómoda sensación de convicción en su corazón ahora mismo. Ese es el Espíritu de Dios en el trabajo que condena del pecado y su necesidad de Cristo. A continuación, la confianza en Cristo como su Salvador personal.

Si ya conoce a Cristo como su Salvador personal tome  estos versos y llene  su corazón en alabanza y acción de gracias al Señor Dios para la salvación tan grande.

Es casi aterrador que muchos no ven el poder de Dios revelado. El brazo es revelado, pero sólo aquellos que han creído en el informe a su código. Sólo los que creen en él reciben los beneficios de su muerte y resurrección. La próxima vez que levante el  su brazo será en el juicio contra todos  los que se niegan a someterse a él. Por favor, antes de que sea demasiado tarde, ponga  su  fe en Él hoy.


(c) 2011 Mensaje por Wil Pounds. Traducción por David Zeledon. 

Haga click aqui para imprimir la página amistosa

ABIDE IN CHRIST¿Encuentran lo que Ud quiso en esta página?

 ¡SELAH!   Alto, pausa y reflexiona, solamente piensa en esto

 Selah!  SELAH EN ESPANOL


En casa

Estudios de Biblicos

Permaneced en Cristo

Cristo en el Antiguo Testamento

Crecimiento Personal

Devocionales

www.AbideInChrist.com           www.AbideInChrist.org