Indice

Estudios de Biblicos

Permaneced en Cristo

Cristo en el Antiguo Testamento

Crecimiento Personal

Devocionales

www.AbideInChrist.com           www.AbideInChrist.org

 

selah6.gif (3321 bytes)

        ¡BÚSQUEME!   PERMANECED EN CRISTO WEBSITE 
        Find:

    ¡SELAH!   Alto, pausa y reflexiona, solamente piensa en esto

Reflexiones para la persona que piensa.

-----------


¡ENVIA SELAH POR CORREO ELECTRÓNICO!
A un amigo.

SELAH MENU

MENÚ
de Permaneced en Cristo

 
Misiones Bautistas
en Honduras

 Recomienda AMA A CRISTO

bible.gif (4616 bytes)
Aqui MENÚ de Estudios Biblicos & Sermones en Espanol.

 

 
 

La Meta de la Justificación

El mensaje de la salvación se vuelve distorsionado y confuso cuando se nos dice "Limpie su propia vida y después Dios le salvará".

La justificación no es la santificación. Sin embargo, la justificación siempre conduce a la santificación. Nosotros no somos salvos, porque somos buenos. Nosotros somos salvos porque somos pecadores perdidos que no somos buenos. Jesús declara "ninguna condenación", y entonces Él nos manda a vivir una vida santa. Nadie puede limpiar su vida y luego venir a Jesús. Siempre es al revés. Él nos salva, y luego el Espíritu Santo hace un trabajo progresivo de la santificación en nosotros por el resto de nuestras vidas.

La ley no fue capaz de producir la justicia en las personas para que puedan ser salvas. Jesús fue a la cruz y realizo esto para los que Él vino a salvar. Dios nos salvó, separado de las buenas obras para que podamos ser capaces de producir buenas obras.

La muerte de Jesús trató con nuestro castigo por el pecado, el poder del pecado fue roto,  y después  cuando Él venga no tendremos nada más que ver con el pecado.

La meta de la justificación es nuestra santificación.  Es por el Espíritu Santo que nosotros hemos sido apartados para Dios de una vez por todas. Además, Él poco a poco, momento a momento, nos separa para Dios. Jesucristo nos ha salvado para que podamos vivir vidas santas. Dios condena el pecado en Cristo, a fin de que su justicia pueda aparecer en nosotros (2 Cor. 5:21). Nuestra salvación es la obra de Cristo separada de cualquier mérito humano. Nosotros hemos sido salvados para vivir para Cristo. La meta de la justificación es que podamos vivir esta nueva vida en Cristo ante un mundo que nos mira. Somos salvos para ser diferentes.

Cuando nosotros enfocamos nuestros ojos espirituales en Cristo vamos con él en Su camino, y caminamos de acuerdo a Sus propósitos. Si nosotros estamos siguiéndole a  Él nos quedaremos dentro de Sus límites, y Él no nos llevará fuera del camino de la ley de Dios. Si nosotros nos apartamos, nosotros no estamos caminando con Él. El apóstol Pablo escribió, "Porque lo que era imposible para la ley, por cuanto era débil por la carne, Dios, enviando a su Hijo en semejanza de carne de pecado y a causa del pecado, condenó al pecado en la carne; para que la justicia de la ley se cumpliese en nosotros, que no andamos conforme a la carne, sino conforme al Espíritu" (Romanos 8:3-4).

Nuestro enfoque principal es en Cristo, no en la ley. Es por caminar en el Espíritu que Dios cumple la ley en nosotros. Es Dios quien lo hace, no nosotros.

La santificación siempre es el trabajo del Espíritu Santo. Es triste pero cierto, que incluso los cristianos no pueden mantener la ley por sí mismos. Lo que nosotros tratamos de hacer no podemos hacerlo en nuestras propias fuerzas (Romanos 7). No es que "si nos esforzamos más vamos a lograrlo." Es en Cristo, y sólo cuando yo me hago disponible para Él, yo cumplo los santos propósitos de Dios para mi vida. Es sólo por el poder y la presencia del Espíritu Santo morando en nosotros es que podemos vivir una vida santa. Este llamado para permanecer en Él momento a momento. Es cuando yo me hago disponible para Él, Él vive Su vida en y a través de mí para darle la gloria a Él. Soy un trofeo de la gracia gratuita de Dios.

Es sólo por el poder del Espíritu Santo que nosotros podemos ¨considerarnos¨  o ¨contarnos¨  a nosotros mismos muertos y vivos en Cristo. Es solamente cuando nosotros nos rendimos al Espíritu Santo que nosotros no permitimos que el pecado reine en nuestro cuerpo y obedezcamos sus malos deseos. Nosotros sólo podemos ofrecernos a Dios y convertirnos en instrumentos de Su justicia cuando nosotros nos hacemos disponibles para el Espíritu Santo.

No hay ningún secreto, no hay atajos, para una vida de santidad y santificada. Dios nos ha dicho claramente que pongamos nuestra fe en lo que Cristo ha hecho por nosotros en la cruz y Su resurrección, y conformar nuestro comportamiento a lo que sabemos es cierto en Su Palabra. La morada del Espíritu Santo aplica la Palabra de Dios y la verdad de lo que Dios ha hecho por nosotros en Cristo;  que nos posibilita vivir Su estilo de vida (Romanos 6:11-13). Usted no puede separar Romanos 6:11-13 del 8:1-4.

Selah!

Mensaje por Wil Pounds (c) 2009 traducido por Katia Blandin

Haga click aqui para imprimir la página amistosa

ÍNDICE DE SELAH

AQUI HAY UN REGALO GRATUITO PARA TI . . . .

Otro mensajes mas completo en Espanol.

La Vida Cambiada
Fragancia Dulce en las Vasijas Viejas de Barro

 
bible.gif (4616 bytes)Aqui MENÚ de Estudios Biblicos & Sermones en espanol.

 

  

  Libros en Español
Luis PalauArticulos de Luis Palau en Espanol

Indice
Caesar
Peña

Aqui Hay un Regalo Gratuito Para Ti . . .

La Vida Cambiada

Fragancia Dulce en las Vasijas Viejas de Barro

 

Haga click aqui para imprimir la página amistosa

 

¡BÚSQUEME!
Permaneced en Cristo Website

Incluye todas las páginas sobre nuestros servidores.

Indice

Estudios Biblicos

Permaneced en Cristo

Cristo en el Antiguo Testamento

Crecimiento Personal

Devocionales

(c) 2009 Mensaje por Wil Pounds. Cualqier persona es libre de usar y distribuir este material, pero no puede ser vendido bajo niguna circunstancia, y sin la autorizacion del autor. Cotizaciones de escritura de la Santa Biblia Reina y Valera Revision 1995. Usado con permiso.

www.abideinchrist.com           www.AbideInChrist.org

    Bible Top 1000